El 14 de febrero buena parte del mundo se para unas horas para celebrar una de las fiestas comerciales más populares: San Valentín. Participes o no, todo el mundo conoce la festividad. Lo que no es tan conocido es que el día antes, el 13 de febrero, se celebra el Día del Amante o Día del Infiel. Se trata de una contrafiesta, muy popular en Estados Unidos y Canadá y que se ha popularizado en buena parte de Europa, inventada por Ashley Madison, una red social de citas dirigida a personas con pareja.

¿Por qué el 13 de febrero? Muchas personas piensan que si tienen una cita con su amante después de San Valentín se podría ofender y pensar que ha sido una idea de última hora para compensar, mientras que si es el día antes los hace sentir más especiales, según explica la compañía. Algunas personas –sobre todo hombres– no dudan en llevar al amante y a la pareja al mismo restaurante. Ashley Madison publica regularmente estadísticas sobre la evolución de las infidelidades a partir de los datos que recoge en la red social y, según la compañía, tanto antes como después de San Valentín es cuando detectan más actividad y se dispara el número de infidelidades.